El dirigente popular le exige que ponga fecha y hora a la reunión con los alcaldes de la provincia y con el presidente de la Diputación 

Acusa a Díaz de tener abandonada la provincia y de no responder y poner soluciones a sus problemas

El presidente del PP de Cádiz y portavoz adjunto del PP en el Parlamento andaluz, Antonio Sanz, ha denunciado que Susana Díaz lleve 11 meses al frente de la Junta de Andalucía y no haya tenido tiempo para recibir a los alcaldes de las ciudades más importantes de la provincia, por lo que le ha pedido que dé la cara a la provincia y reciba a los alcaldes del PP.

En este sentido, Sanz ha exigido a Susana Díaz que ponga fecha y hora a la reunión con los alcaldes de la provincia y con el presidente de la Diputación provincial.

Sanz ha reprochado a la presidenta de la Junta que no de la cara, lo que demuestra su debilidad política y le exige que se reúna con los alcaldes del PP para que estos les puedan transmitir sus preocupaciones y los problemas de los ciudadanos.

Asimismo, el dirigente popular ha reclamado a la Junta lealtad institucional con los ayuntamientos gaditanos gobernados por el PP, al tiempo que le ha exigido a Susana Díaz que abandone la política de sectarismo y reciba a los alcaldes, recordando que son los representantes de los ciudadanos elegidos libre y democráticamente en las urnas.

En este sentido, el presidente de los populares gaditanos ha exigido a Díaz que deje a un lado sus intereses dentro del PSOE y se centre en responder a las demandas de los alcaldes gaditanos, recordando la multitud de problemas que tienen los municipios de la provincia por la inacción del Gobierno andaluz y de su presidenta.

Sanz ha criticado que Díaz hable de la importancia de los ayuntamientos y del municipalismo, cuando no ha sido capaz aún de recibir a ningún alcalde popular de la provincia, al tiempo que le recuerda que son los ayuntamientos los que están salvando muchos de los servicios que debería prestar la Junta y le están tapando las vergüenzas al Gobierno andaluz y a sus dirigentes.

A este respecto, el dirigente popular le ha pedido a Díaz humildad en sus planteamientos y que asuma su responsabilidad de presidenta y reciba a los alcaldes para poder hablar de los problemas de los ciudadanos.

A su juicio, es un gravísimo error ignorar a los ayuntamientos por lo que le pide voluntad de diálogo fluido y sincero desde el punto de vista institucional donde primen los intereses de los ciudadanos representados a través de sus alcaldes y al objeto de sacar adelante proyectos que son emblemáticos para los ciudadanos.